Escuela de Inteligencia Directiva. Abriendo la puerta al conocimiento empresarial

Cada cierto tiempo me llega, a través de mis contactos en redes sociales, la siguiente cita de Steve Jobs: “lucha por tus sueños porque, si no, trabajarás para hacer realidad los de otros”. Ciertamente, es una frase que engancha mucho.

la inteligencia directiva alumbra el conocimiento empresarial

Lo curioso es que Steve Jobs necesitó que miles de personas trabajaran para él (bien directamente en Apple, bien a través de empresas subcontratadas) para que sus sueños (los de Jobs) se hicieran realidad. Y a tenor de las dos biografías que he leído sobre su vida, Jobs no siempre se caracterizaba por preocuparse del bienestar de las personas que formaban parte de su entorno, pudiendo llegar, a veces, a ser muy cruel y manipulador. “Consejos vendo…”.

Lo que subyace en esa frase, además, es la consideración de la empresa como un lugar donde se da una batalla excluyente entre los intereses particulares de los distintos grupos que operan en ella. Parece que no hay un lugar común donde puedan confluir los sueños de la propiedad con los de los trabajadores o los de los suministradores. Y por desgracia, esta visión de las organizaciones es lo habitual.

Sin embargo, yo veo las cosas de otra manera. Me gusta comparar una empresa con el cuerpo humano. ¿Alguien se imagina que los órganos de nuestro cuerpo estuvieran discutiendo sobre quién es más importante? ¿Corazón? ¿Pulmones? ¿Hígado? ¿Cerebro?… Es un debate que no tiene sentido, ya que la falta de uno de ellos ocasiona la muerte de la persona y, por lo tanto, el perjuicio para cada uno de ellos. Todos son necesarios (porque se complementan) para hacer posible que estemos vivos.

Estoy convencido de que hay otra forma de hacer las cosas. Estoy convencido de que es posible formar una organización donde haya un espacio de encuentro para todos sus integrantes, estableciendo relaciones entre sus miembros que se basen en “ganar-ganar”. Personas distintas, con diferentes responsabilidades y habilidades se unen para crear un producto o servicio que demanda un mercado. Y se unen porque se complementan. Juntas dan lugar a algo que cada una, por sí misma, no puede hacer.

Una segunda lectura del “lucha por tus sueños” es que parece que todo el mundo tiene que convertirse en emprendedor-empresario, algo que no es posible porque cada persona es un mundo y no todas tienen las características apropiadas para ello. Un tren, por ejemplo, tiene una (o dos) locomotoras y vagones para transportar personas y mercancías. No tendría sentido que tuviéramos un tren compuesto exclusivamente por locomotoras (porque no habría qué transportar), ni exclusivamente por vagones (¿quién se encargaría de moverlos?).

Con las empresas ocurre lo mismo. Hay profesionales generalistas, otros más detallistas, otros más enérgicos, otros más reposados… Cada persona cumple con una función, se complementa con las demás, y todas juntas dan lugar, como decía anteriormente, a una creación superior.

En tercer lugar, hay personas que tienen sueños maravillosos por los que merece la pena luchar y hacerlos propios. No hay nada de malo en ello. Al contrario. Yo estoy luchando por hacer realidad los míos. Pero para conseguirlo, necesito la ayuda de otras personas que tienen sus propios deseos, es decir, tengo que ser capaz de crear un espacio común donde confluyan todos esos anhelos. Y ese espacio común es esta ESCUELA DE INTELIGENCIA DIRECTIVA, cuyo fin es, curiosamente, hacer posible tus sueños empresariales o laborales.

El objetivo es poner a tu servicio todo el conocimiento y la experiencia acumulada por un equipo de profesionales de lujo. Y hacerlo, además, a un precio muy asequible.

Muchas personas creen que es necesario invertir muchos miles de euros en escuelas de negocios para adquirir los conocimientos necesarios para crear o dirigir una empresa. La realidad es que la ESCUELA DE INTELIGENCIA DIRECTIVA los va a poner a tu alcance por mucho menos. Muchísimo menos.

Nuestro fin es “democratizar” esos conocimientos, abrirte la puerta para que puedas acceder a ellos. Porque necesitamos empresas sanas y fuertes, que generen riqueza y empleo.

Cuando estaba en la Universidad, aprendí aquello de que la tecnología abarata los costes. A través de nuestros e-books accederás a lo que un grupo de personas muy cualificadas hemos aprendido dirigiendo empresas durante muchos años. Pondremos a tu disposición video-cursos donde te lo contaremos todo, hasta el último detalle, y donde habrá ejercicios para que trabajes sobre tus propias ideas reales, no sobre proyectos que son teóricos (y que nunca pasarán de ahí).

Y pertenecerás a una comunidad donde podrás contrastar esas ideas tuyas con otras personas como tú, que te ayudarán a llevarlas a la práctica de manera exitosa. Cuando juntas en una habitación a unos cuantos emprendedores y se ponen a trabajar conjuntamente, se consiguen resultados espectaculares.

Sabrás cómo crear una empresa desde la base. Hablaremos de:

  • personas,
  • finanzas,
  • ventas,
  • marketing,
  • internacionalización (tanto para empresas españolas que quieran implantarse en el extranjero como para compañías latinoamericanas interesadas en introducirse en Europa),
  • la igualdad de género como elemento competitivo,
  • digitalización de la actividad,
  • comunicación,
  • gestión de procesos,
  • gestión de proyectos,
  • control de gestión.
  • cómo aprovechar las redes sociales para expandir tu negocio,
  • empresas familiares en la nueva realidad global,
  • motivación de equipos,
  • gestión del tiempo,
  • y de todo aquello que haga posible que tu proyecto empresarial pase al siguiente nivel.

En los próximos días iré dando más detalles del funcionamiento de este proyecto. La idea es que sea permanente en el tiempo. Habrá actualizaciones continuamente (porque hay materias o conceptos que se van a quedar obsoletos en un corto plazo). Aparecerán nuevos contenidos mientras otros desaparecen.

Te doy, pues, la bienvenida a la ESCUELA DE INTELIGENCIA DIRECTIVA. Te doy la bienvenida a tu nuevo y prometedor futuro. Disfruta de la aventura.

Pregunta: ¿Cuáles son las dos principales áreas a las que debería prestar más atención en el ámbito de la gestión empresarial? Comparte tu respuesta en Facebook, Linkedin, Twitter y Google+.

¿Te ha gustado este post?

Suscríbete y estarás al día de todas las novedades. Recibirás gratis el “Manifiesto”, con mis ideas sobre cómo son las empresas que funcionan.